Google+ Followers

jueves, 20 de diciembre de 2012

Tres Frases




sábado, 15 de diciembre de 2012

Cuando Mauro Viale y Araujo elogiaban a la dictadura


Cuando Mauro Viale y Araujo elogiaban a la dictadura
Publicado el 14 diciembre, 2012 por mediosyopinion


En 1978 los periodistas Marcelo Araujo y Mauro Viale escribieron un artículo para una revista militar de la época. Ponemos a disposición este artículo, de escasa circulación en ámbitos futbolísticos.

La revista “Argentina ante el mundo para la defensa de la soberanía” fue, en palabras de su director, el coronel Hugo Guillermo Jörgensen, una publicación bilingüe puesta al servicio de los delicados intereses argentinos en cuestiones de jurisdicción y espacios nacionales, como al de todos los aspectos que hacen a la unidad e integridad del Estado. Siempre en palabras de su director, procura abordar el tratamiento de tales áreas, siempre conflictivas, mediante un honesto aporte descriptivo y de análisis técnico.

En el número de septiembre-octubre de 1978 esta revista publicó un artículo intitulado “Un campeonato jugado por todo un país”. Sus autores son Marcelo Araujo y Mauro Viale. El mismo intenta dar cuenta ante argentinos y extranjeros (la publicación era bilingüe) del éxito organizativo que habría sido la Copa del Mundo Argentina ’78. También trata de explicar cómo la sociedad argentina de 1978, gobernada por un régimen criminal e ilegítimo, habría logrado superar “divisiones internas”. A continuación transcribimos el texto completo de dicho artículo (las imágenes y las negritas no pertenecen al original).

UN CAMPEONATO JUGADO POR TODO UN PAÍS
por Marcelo Araujo y Mauro Viale
Septiempre 1978

Fue el milagro argentino. Nadie discute que el país ganó el Campeonato Mundial de Fútbol de 1978 antes de que se diera el puntapié inicial. Su organización lograda contra todos los presagios, sorprendió al mundo. Kelso F. Sutton, publisher de Sports Illustrated, la revista deportiva más leída de los Estados Unidos (tirada semanal: 2.250.000 ejemplares) narró en el número del 3 de julio pasado las primeras impresiones de su editor asociado Clive Gammon, quien cubrió en Buenos Aires los avatares del Mundial:

“Cuatro años antes, en Munich, Alemania (durante el Campeonato Mundial de Fútbol), le dijeron (en el centro de prensa) con malintencionado desprecio que Estados Unidos no era un país futbolístico y que no habría lugar para Sports Illustrated en la oficina de prensa. Diez días duró la lucha para que la decisión fuera revertida. Por eso se quedó asombrado en el Centro de Prensa de Buenos Aires cuando obtuvo su credencial para el partido final dentro de los cinco minutos de solicitada, siéndole entregada por una sonriente señorita que hablaba perfectamente el inglés”.

Este es solo un ejemplo. Los periodistas argentinos que tuvimos que convivir con nuestros colegas extranjeros durante esos días pudimos comprobar como, en los más honestos de ellos -afortunadamente la mayoría-, se disolvían los prejuicios que traían de sus países merced a la insidiosa propaganda motorizada por las organizaciones subversivas y los ingenuos de siempre.

Hay que reconocerlo: la Argentina tenía muy mala imagen en Europa y Estados Unidos. Quienes vinieron del hemisferio norte estaban preparados para ver luchas callejeras, oír de terribles campos de concentración. Una anécdota caracterizó esa posición: en vísperas de la iniciación del Campeonato, un grupo de periodistas fue invitado a visitar las modernas instalaciones del estadio de River Plate. Entre ellos un francés; en su nota cantó loas a las comodidades, los tableros electrónicos y a la organización. Pero terminó el artículo apuntando que “desde lejos se oían los disparos que intercambiaban fuerzas policiales con un grupo subversivo”. Si el periodista francés lo hubiera preguntado en lugar de dejarse llevar por su imaginación se hubiera enterado que tales disparos provenían de los polígonos de tiro del Tiro Federal. Esos días previos marcaron el nadir. En Europa se veían afiches con símbolos del Campeonato rodeados de alambradas de púas. Incluso cuando algunos medios europeos, especialmente en Francia y Alemania comentaron el maravilloso espectáculo gimnástico protagonizado el 1 de junio, en el estadio Monumental, por miles de jóvenes argentinos lo calificaron como una mera expresión de “un régimen militarizado”. Eso fue el colmo de la mala fe, o por lo menos el mejor ejemplo que puede brindar una mentalidad cargada de prejuicios.

A todo ésto, la publicidad negativa había llevado a varios gobiernos -especialmente al alemán, que todavía recuerda la masacre practicada por un comando palestino durante los juegos Olímpicos celebrados en Munich, y el francés, en cuyo territorio se encuentra una usina de propaganda antiargentina- a disponerse a enviar a sus equipos de fútbol guardados por agentes especiales. Una intención prontamente rechazada por el gobierno argentino, suficientemente capacitado para asegurar el normal desarrollo del campeonato.

DESPUÉS DEL 1 DE JUNIO

Pero, decíamos, el primer día del Mundial fue también el comienzo del cambio. Los periodistas comenzaron a ver en las calles a un pueblo entusiasmado, sin divisiones ni odios, que solo hacían bromas a los equipos adversarios, sin que tales bromas impidieran manifestaciones de respeto y afecto.

Es cierto en la mayor parte de los casos, los equipos extranjeros fueron recibidos por los mejores embajadores: los representantes de las colectividades de argentinos de origen español, italiano, francés, escocés, árabe, austríaco, alemán, etc. Argentinos que vieron la oportunidad de acercarse a los connacionales de sus padres o abuelos para mostrarle la realidad de su país y hacerles más grata su estadía.

Es cierto también quelos argentinos todos vivieron por primera vez en décadas la oportunidad de salir a la calle bajo una sola bandera. Después de cuatro o cinco años de sufrir una guerra sucia, la guerra desatada por la subversión, surgió la ocasión de expresar entusiasmo. El mundo entero pudo ver en millones de televisores como todo el pueblo mostraba su mentalidad ganadora, viviendo entre continuas explosiones de júbilo que crecían noche tras noche en todas las ciudades de la República.

UN SELECCIONADO, UN PAÍS

“No sé si ustedes se dieron cuenta, pero yo tenía mucha bronca cuando terminó el partido contra Brasil, me fui muy decepcionado de la cancha. Y ayer todavía me duraba la mufa; por eso no quise reunirlos hasta que estuviera tranquilo. A mí me defraudan los equipos cuando no intentan hacer lo que saben y los jugadores no demuestran las razones por las que el técnico los convocó. No les puedo perdonar ni soporto que traicionen las convicciones en las que todos estuvimos de acuerdo el primer día. Y ustedes saben que esto no es un argumento nuevo; cualquier jugador de Huracán les puede decir si es cierto o no que una vez, en el entretiempo, dije que me iba de la cancha si seguían jugando así, y en ese momento ganábamos 2 a 0… A mí no me importa el resultado. Todo hubiera sido igual si el partido contra Brasil terminaba a favor nuestro. Lo que me preocupa es que no jueguen con alegría, que no respeten su vocación. Por eso quiero repasar a cada caso y volver a empezar”.

Estas palabras las pronunció César Luis Menotti a la Selección Nacional después del partido jugado con Brasil, “el peor partido de la Argentina”. En su libro Cómo ganamos la Copa del Mundo, el técnico apunta: “El equipo estaba mal parado en la cancha, sin movilidad, sin sorpresa ni siquiera toque de primera… Había exceso de individualismo, cada uno quería resolver por cuenta propia”.

Todas estas palabras de Menotti referidas a un momento y a un partido del Mundial podrían aplicarse a un momento de la Argentina. Individualismo, falta de responsabilidad personal, escepticismo, “jugar sin alegría” -es decir, trabajar, estudiar, investigar, enseñar, vivir en fin, sin el mínimo goce necesario para que la vida merezca el nombre de tal- eran defectos que se notaban hasta hace pocos meses en el comportamiento de los argentinos.

¿Las causas? El mal del siglo: esa mezcla de constante ansiedad, ese correr constante detrás del peso (o el dólar, el franco, el marco, el yen) para pagar la cuota de la casa o la heladera. Esa preocupación constante por ganar el día en un ambiente constatemente bombardeado por los estímulos de la televisión y la publicidad. Por cierto que éste no es un defecto argentino, es un fenómeno mundial. Se da en todas las ciudades del mundo. En Buenos Aires, ese individualismo se sintetiza en el clásico “no te metás”, en Nueva York, en el “Don’t be involved”.

En la Argentina, ese mal del siglo fue potencializado hasta extremos exasperantes por un clima de violencia, de inseguridad física, suscitado por el terrorismo. Este también es un fenómeno mundial, pero en nuestro país llegó a un límite extremo: “Este descanso de los disturbios que angustiaron a la Argentina por más de cuatro años permite explicar la explosión de júbilo, creciendo en intensidad noche tras noche, que hizo de cada ciudad argentina una loca abstracción de color, luz y ruido durante las pasadas tres semanas”, apuntó Kelso F. Sutton.

Es parcialmente cierto. En rigor, la tranquilidad estuvo volviendo lentamente antes del Mundial. Actualmente, los argentinos vivimos una calma maculada por las resonancias de escasos pero siempre dolorosos atentados, generalmente efectuados con bombas instaladas por manos anónimas. El últio y uno de los que repercutieron más penosamente en el ánimo de la opinión pública: el que costó la vida a tres personas en la calle Virrey Melo, en Barrio Norte, entre ellas la de Paula Lambruschini, de 15 años, hija del jefe del Estado Mayor de la Armada.

De todos modos, esta calma expectante que vive la Argentina es anterior al Mundial. Muy probablemente sin ella no podría haber habido Campeonato. Pero fue durante su transcurso cuando casi mágicamente despertó en la conciencia colectiva esa necesidad de expresarse, de mostrar su unidad bajo la bandera nacional. De mostrarse patriota, en fin. También fue una manifestación de victoria. No sólo de victoria deportiva frente a los holandeses, peruanos o húngaros -ésto era lo menos importante- sino de victoria contra la muerte, la inseguridad, el odio. Los argentinos tenemos fama de orgullosos. Quizás sea cierto, pero en los festejos del Mundial mostramos por primera vez en mucho tiempo que estamos orgullosos de ser argentinos.

Y fue una muestra de orgullo absolutamente positiva. “Casi milagrosamente no hubo violencia”, observó un periodista italiano. No fue un milagro; simplemente no hubo violencia porque no se gritó contra nadie. Ya lo dijimos; a lo sumo se gastaron bromas a los rivales ocasionales: “El que no salta es un holandés”, por ejemplo. Incidentalmente, cuando el lunes siguiente a la finalización del campeonato, nutridos grupos de estudiantes pasaron frente al Banco Holandés Unido, en la calle Florida, no faltaron quienes quiesieron hacer saltar a un elegante y grave señor que salía de esa institución: “Lo siento -respondió el hombre- no puedo saltar porque efectivamente soy holandés”. Nadie sabe que podría haber ocurrido en otras latitudes ante tal respuesta. Aquí lo aplaudieron.

Un par de semanas antes, después del partido en que Italia venció a la selección argentina, un grupo de “hinchas” del vencedor que habían venido de la Península y se dirigían hacia el omnibus que los transportaría al hotel fueron aplaudidos por un importante sector de los espectadores argentinos.

Sin duda, como pasó en Alemania, como pasa en todos los países que cuentan con equipos de primer nivel, el público argentino ayudó con su apoyo a su equipo. Ese apoyo moral -y consecuentemente, la falta de apoyo que inversamente sufrieron sus rivales- seguramente influyó en los triunfos de la Selección Nacional. Y también en ese sentido el Campeonato Mundial fue un triunfo de todos los argentinos.

¿Qué más vieron los extranjeros, los periodistas, que aprovecharon el Campeonato para conocer a este país, el más austral del mundo? Sin duda, un país pujante, que busca su destino bajo el sol. Algunos aspectos se pueden apreciar en las notas de esta revista. Pero lo más importante puede sintetizarse en esta frase: un pueblo con vocación de ganador.

martes, 4 de diciembre de 2012

Salió el fallo de Caperucita y el Lobo - Versión argentina


Visto y considerando:

  1) Que Caperucita no desconocía que podía encontrarse con el Lobo.

2) Que tampoco era ajena al hambre del Lobo, ni a los peligros del bosque.
 
3) Que si le hubiera ofrecido la cesta de la merienda para que el Lobo calme su hambre, no habrían ocurrido los sucesos referidos más arriba.
 
4) Que el Lobo no ataca a Caperucita de inmediato, y que hay evidencias que primero conversa con ella.

5) Que es Caperucita quien le da pistas al Lobo y le señala el camino de la casa de la abuelita........
 
6) Que la anciana es inimputable ya que confunde a su nieta con el Lobo.

7) Que cuando Caperucita llega y el Lobo está en la cama con la ropa de la abuela, Caperucita no se alarma.
8) Que el hecho de que Caperucita confunda al Lobo con la abuelita demuestra lo poco que iba a visitarla, hecho que tipificaría un abandono de persona por parte de la joven Caperucita.
9) Que el Lobo, con preguntas simples y directas, quiere desesperadamente alertar a Caperucita sobre su posible conducta.
 
10) Que cuando el Lobo, que ya no sabe qué más hacer para alertarla,  se come a Caperucita, es porque ya no le quedaba otra solución.
 
11) Que es altamente posible que antes Caperucita hiciera el amor con el Lobo y lo disfrutara.
 
12) Que la versión de que Caperucita, cuando oye la pregunta del Lobo: «¿Adónde vas?» responde: «A bañarme desnuda en el río..», según testimonio de la ardilla que dice que le confeso el sapo antes de fallecer, cobra cada día más fuerza-
 
13) Que se desprende del punto anterior que es Caperucita la que provoca los más bajos instintos, brutales y depredadores, en la pobre fiera.
 
14) Que el Lobo ataca, pero tal hecho corresponde a su propia naturaleza y a su instinto natural y animal, exacerbados por la conducta de la susodicha Caperucita
 
15) Que párrafo aparte para la madre de Caperucita, quien exhibe culpabilidad por no acompañar a su hija.


     
Por todo lo antes dicho, se revoca el fallo de Cámara, absolviéndose al Señor Lobo y se dispone además:
 
a) Apercibir a la familia de Caperucita, imponiendo a la abuela presentarse en hospital a designar, para su observación gerontológica,
 
b) A la madre  condenarla al pago de las costas y honorarios correspondientes derivados del presente juicio
 
c) A la familia de Caperucita a pagar la suma de $ 100.000 en concepto de indemnización al señor Lobo
 
Aclarase asimismo en el presente fallo que este proceso no afecta el buen nombre y honor del Señor Lobo .
 
Publíquese, archívese, y téngase por firme el presente fallo.
                                       
 
N de la R: el lobo ataco a Caperucita porque era un excluido del sistema por bajos recursos económicos. Debe tramitarsele ya mismo un plan jefes y jefas.

martes, 6 de noviembre de 2012

El "prontuario" de los que desestimulan la marcha del 8N


Articulo de Christian Sanz

USANDO LAS MISMAS HERRAMIENTAS QUE EL KIRCHNERISMO

El kirchnerismo ha hecho del escrache y el señalamiento a sus “enemigos” una práctica habitual y cotidiana. A su vez, a esa execrable práctica le ha agregado dos factores: la mentira y la exageración. No se trata solo de puntualizar sobre tal o cual persona, sino además ensuciar su honor a través de las más insólitas imputaciones.


Como respuesta a esa (mala) costumbre he optado por hacer lo mismo: contar quiénes son los que atacan la manifestación que aún no se llevó a cabo. Eso sí, lo que revelaré es la pura verdad, no apelaré a la mentira, como sí hace el gobierno.
A continuación, los que intentan desacreditar la marcha del 8 de noviembre:
-Diario Tiempo Argentino: es el diario menos vendido de la Argentina, fundado por Sergio Szpolski, ex tesorero de la AMIA, eyectado por haber robado tres millones de dólares de esa entidad. Sus gerentes son ex agentes de la Secretaría de Inteligencia, destacándose entre ellos Juan José Gallea, ex director de finanzas de la entonces SIDE. La información que brinda ese diario, se nutre de información reservada, lo cual está prohibido.
Jamás se publican denuncias contra funcionarios del Gobierno, solo contra la oposición y los "enemigos del modelo", generalmente apelando a la mentira. Como contrapartida, es uno de los medios que más pauta recibe del Gobierno. Solo en 2011, percibió $ 46 millones: casi cuatro millones de pesos por mes.
-Diario El Argentino: también perteneciente a Szpolski. Según su sugestiva publicidad, es un diario que "no se vende, se regala" (a confesión de partes, relevo de pruebas). Recibió en 2011 $ 40 millones. Párrafo aparte merece revista Veintitrés, donde se hacen las operaciones de prensa más elaboradas del grupo Szpolski y que percibió cerca de $20 millones.
Un dato: el grupo Veintitrés no existe, Szpolski maneja todo a través de una docena de sociedades “truchas”, algunas de las cuales son manejadas por su propio ex chofer, Ricardo Pace.
-Diario Página/12: no se sabe quién es el dueño, aunque poco importa porque lo maneja el kirchnerismo. Según Jorge Lanata, es el “Boletín Oficial”; es decir, que publica solo lo que le interesa al Gobierno. Sus operaciones de prensa son célebres, destacándose el papelón de los últimos días sobre el supuesto narco comisario Tognoli. Recibió $ 21,7 millones en pauta en 2011, un 38 % más que el año anterior. Como vendió 16.200 ejemplares, el dinero que le dio el Gobierno fue de $ 8,8 por cada ejemplar vendido. Un dato curioso: ese dinero le hubiera alcanzado para comprar toda su tirada si no hubiera vendido ningún ejemplar.
-Diarios UNO y La Capital: ambos pertenecientes al tándem Vila-Manzano, denunciados por estafas reiteradas en los últimos 15 años. Operan cual mafia, especialmente en la provincia de Mendoza, donde manejan recursos de la provincia y usan sus medios para presionar a funcionarios. En 2010, el entonces secretario general de la Gobernación, Alejandro Cazabán, denunció en la legislatura mendocina que el grupo UNO se dedicaba a la extorsión. Diario La Capital de Rosario recibió $ 14,2 millones en los primeros cinco meses del año, 556% más que el año anterior, mientras que los diarios UNO —de Mendoza, Santa Fe y Paraná— recibieron $ 17,1 millones, un aumento interanual del 420%. No hay cifras sobre su circulación.
-Programa 678: se transmite por la TV Pública y se dedica a la injuria y la calumnia a pedido del Gobierno. Le cuesta a los ciudadanos $ 760 mil más IVA por mes (30 mil pesos por programa), además de 50 mil pesos por cada uno de los programas emitidos los domingos. Esto da la friolera de $ 11.520.000 por año pagados por el Estado. Ello a pesar de que no supera los 2 puntos de rating.
Sus columnistas no resisten el archivo: Luciano Galende fue periodista de Canal 13, Orlando Barone trabajó en Clarín y La Nación, Sandra Russo se desempeñó en Radio Mitre, Carla Czudnowsky fue cronista en Canal 13, Carlos Barragán tuvo un largo paso por Radio Mitre, y Cabito Masa Alcántara ni siquiera es periodista. La primera conductora del ciclo, María Julia Oliván, lo abandonó acusando la “radicalización” del programa.
Su producto, Diego Gvitz, fue un célebre menemista que supo decir sin ponerse colorado que "Menem fue el mejor presidente desde Perón". Pasó del "antikirchnerismo" al "pro-kirchnerismo" sin escalas, aunque abultada billetera mediante.
-Duro de Domar: ídem 678, se dedica a la infamia por pedido de Casa de Gobierno. Su conductor es Daniel Tognetti, quien admitió públicamente no creer más en el periodismo, justo antes de volverse kirchnerista. Su ex jefe Mario Pergolini no se cansa de destrozarlo cada vez que puede, llegando incluso a señalar su ingratitud: “Él se fue de Cuatro Cabezas por sus propios medios. Nadie lo echó. Al año y medio inició una demanda”, sostuvo oportunamente, con enojo.
-Agencia Télam: es la agencia de noticias del Estado, pero el kirchnerismo la transformó en la usina de propaganda del Gobierno. Dirigida por el joven ex gerente de Canal 7 y militante de La Cámpora, Santiago "Patucho" Álvarez, cuyo padre, un ex ministro pampeano fue investigado por enriquecimiento ilícito.
Tal cual reveló en su momento Perfil.com, Télam está copada por camporistas: por caso, la gerencia de Asuntos Legales es controlada por Esteban Carella, la jefatura de Gabinete por Tomas Aguerre, ambos militantes que llegaron desde Aerolíneas Argentinas, presidida por Mariano Recalde, denunciado por cobrar tres salarios del Estado. Su presupuesto anual —pagado por todos los ciudadanos— ascendió en 2011 a $ 321,3 millones, frente a los $ 147,7 del año anterior.
-Aníbal Fernández: senador Nacional, ex jefe de Gabinete de Ministros. Prófugo de la justicia en 1994, debió escapar en el baúl de su automóvil para que no lo capturara la Justicia. Vinculado a diversos escándalos por narcotráfico desde 2004, está severamente complicado en estas horas por el juicio oral que investiga el triple crimen de Gral. Rodríguez de 2008. Gente de su entorno aparece como autores materiales según el fiscal Juan Ignacio Bidone. Principalmente los hermanos Cristian y Martín Lanatta.
-Florencio Randazzo: ministro del Interior y Transporte, aún no pudo explicar su crecimiento patrimonial. Pasó en dos años de $ 1.141.701 en 2008 a $ 1.657.811. Sus bienes destacados son casas y departamentos en su Chivilcoy natal, Mar del Plata y La Plata, que había adquirido antes de ser ministro. Además, tiene acciones en la empresa Agrometal, en una constructora, en un salón de fiestas y en una heladería y confitería. Su auto es un Citroën Xara Picasso.
-Luis D'Elía: dirigente social "rentado" por el Gobierno para diverso tipo de operaciones. Procesado por haber golpeado a un manifestante en el año 2008, admitió haber cobrado un millón de dólares para hacer una contramarcha contra George Bush en el año 2005. Su ostentoso nivel de vida y los sueldazos de sus cuatro hijos en la Anses, fueron denunciados por Jorge Lanata y Perfil.com.
-Cristina Kirchner: es la Presidenta de la Nación más rica de la historia. Su fortuna creció 3.540% en solo 9 años, la cual no pudo explicar hasta el día de hoy. La dirigente de CC Elisa Carrió asegura que tiene 10 mil millones de dólares, lo cual jamás fue desmentido por la mandataria.
A pesar que sostiene que fue una "abogada exitosa", no existe registro alguno de que se haya recibido jamás como tal. Cristina es también la protagonista principal del mayor escándalo de la historia argentina: la desaparición de los millonarios fondos públicos de Santa Cruz.
La molestia que le ocasionan a la Presidenta las manifestaciones populares, son harto conocidas. Por eso, ha destinado millonarios recursos para desactivarla, llegando al extremo de contratar los servicios de una consultora publicitaria, cuyo dueño supo ser socio del polémico Fernando Braga Menéndez.
Corre con ventaja Cristina, no solo porque cuenta con paladas de dinero contra las que no se puede competir, sino porque maneja todos los recursos informativos del Estado. De esa manera, puede apelar sin límites a la mentira y la tergiversación para atacar a este y otros medios, acusándolos de cuestiones de lo más disparatadas. Eso sí, lo hace solo a nivel mediático, jamás a nivel judicial.
Oportunamente, TDP publicó el listado del descomunal “multimedios K”, el cual asciende a más de 110 medios en todo el país. Hay que reconocer que, al lado de ello, el grupo Clarín ha quedado hecho un poroto.
A esta altura, es imposible no preguntarse: ¿Es para temer al holding del siempre polémico Héctor Magnetto o más miedo puede provocar el poder de la prensa oficialista?
La respuesta la dejo en manos de los inquietos lectores de este portal.

Christian Sanz

sábado, 3 de noviembre de 2012

La lista completa de atajos de teclado para Windows 8




La llegada del sistema operativo Windows 8 de Microsoft va a ser un paso adelante para muchos que popularizará además la proliferación de periféricos y equipos con interfaz táctil. Sin embargo también traerá consigo quebraderos de trabajo durante el periodo de adaptación inicial a la nueva interfaz, a la nueva manera de trabajar.

Para hacer más sencillo el uso del día a día para usuarios que no dispongan de interfaz táctil hemos creado una lista con todos los atajos de teclado de Windows 8, tampoco es que haya que estudiársela pero nos permitirá acceder a funcionalidades mucho más rápido:
 Tecla Windows: Cambiar entre la pantalla de inicio Modern UI y la última aplicación.

Tecla Windows + C: Abre la charms bar (barra de herramientas de Windows 8)

· Tecla Windows + Tab: Accede a la barra de herramientas Modern UI

· Tecla Windows + I: Accede a la configuración

· Tecla Windows + H: Accede a Compartir

· Tecla Windows + K: Accede a Dispositivos

· Tecla Windows + Q: Accede a la búsqueda de apps

· Tecla Windows + F: Accede a la búsqueda de ficheros

· Tecla Windows + W: Accede a la configuración de búsqueda

· Tecla Windows + P: Accede a la barra de la segunda pantalla

· Tecla Windows + Z: Barra de aplicaciones si estás ejecutando Modern UI

· Tecla Windows + X: Accede al menú de herramientas

· Tecla Windows + O: Orientación de la pantalla de bloqueo

· Tecla Windows + . : Mueve la pantalla dividida a la derecha

· Tecla Windows + Shift + . : Mueve la pantallla dividida a la izquierda

· Tecla Windows + V: Visualiza todas las notificaciones

· Tecla Windows + Shift + V: Visualiza todas las notificaciones en orden inverso

· Tecla Windows + PrtScn: Captura la pantalla y la graba en el directorio Imágenes

· Tecla Windows + Enter: Lanza Narrator

· Tecla Windows + E: Abre Mi PC

· Tecla Windows + R: Abre el diálogo Ejecutar…

· Tecla Windows + U: Abre el centro de Accesibilidad

· Tecla Windows + Ctrl + F: Abre búsqueda de PCs

· Tecla Windows + Pause/Break: Abre la página de Sistema

· Tecla Windows + 1..10: Lanza el programa equivalente de la barra Windows

· Tecla Windows + Shift + 1..10: Lanza una nueva instancia del programa equivalente al número de la barra Windows

· Tecla Windows + Ctrl + 1..10: Accede a la última instancia del programa de la barra de Windows equivalente

· Tecla Windows + Alt + 1..10: Accede a la lista de instancias del programa de la barra de Windows equivalente a ese número

· Tecla Windows + B: Selecciona el primer dispositivo del área de notificaciones y luego puedes usar las flechas para navegar por ellas, para abrir alguna, puedes resaltarla y pulsar Enter.

· Tecla Windows + Ctrl + B: Accede al programa que se está mostrando en el área de notificaciones

· Tecla Windows + T: Navegar entre los elementos de la barra de tareas

· Tecla Windows + M: Minimizar todas las ventanas

· Tecla Windows + Shift + M: Restaurar todas las ventanas minimizadas

· Tecla Windows + D: Mostrar/Ocultar el Escritorio

· Tecla Windows + L: Bloquear el ordenador

· Tecla Windows + Flecha arriba: Maximizar la ventana actual

· Tecla Windows + Flecha abajo: Minimizar / restaurar la ventana actual

· Tecla Windows + Inicio: Minimizar todas las ventanas excepto la que está en uso

· Tecla Windows + Flecha izquierda: Amontonar las ventanas en el lado izquierdo de las pantalla

· Tecla Windows + Flecha derecha: Amontonar las ventalas en el lado derecho

· Tecla Windows + Shift + Flecha arriba: Extiende la ventana actual a toda la altura de la pantalla

· Tecla Windows + Shift + Flecha Izqda/dcha: Mueve la ventana de un monitor al siguiente

· Tecla Windows + F1: Lanza la Ayuda y Soporte de Windows

· AvPag: Scroll derecha en la pantalla de inicio Modern UI

· RePag: Scroll izqda en la pantalla de inicio Modern UI

· Esc: Cierra el menú

· Ctrl + Esc: Cambia entre el escritorio Modern UI y la última aplicación

· Ctrl + Rueda de desplazamiento del ratón: Activa el zoom en el menú principal Modern UI

· Alt: Muestra una barra de menú oculta

· Alt + D: Selecciona la barra de direcciones

· Alt + P: Muestra el pane de previsualización en Windows Explorer

· Alt + Tab: Cambia entre aplicaciones abiertas

· Alt + Shift + Tab: Cambia entre aplicaciones abiertas en sentido inverso al anterior

· Alt + F: Cierra la ventana actual y abre el diálogo Apagar Windows si estás en el escritorio

· Alt + barra espaciadora: Accede al menú de atajos de la ventana actual

· Alt + Esc: cambia entre los programas abiertos en el orden en el que se abrieron

· Alt + Enter: Abre el diálogo de propiedades del elemento seleccionado

· Alt + PrtScn: Captura una imagen de la ventana activa y la deja en el portapapeles

· Alt + Flecha arriba: Mueve al nivel de directorio anterior dentro de Windows Explorer

· Alt + Flecha izqda: Muestra el directorio anterior

· Alt + Flecha dcha: Muestra el directorio siguiente

· Shift + Insertar: Evita el autorun de CD / DVD

· Shift + Supr: Borra permanentemente un archivo, sin pasar por la papelera de reciclaje

· Shift + F6: Cambia entre los elementos de una ventana o diálogo

· Shift + F10: Accede al menú contextual del elemento seleccionado

· Shift + Tab: Cambia entre los elementos de dentro de una ventana en orden inverso

· Shift + Clic: Selecciona un grupo consecutivo de elementos

· Shift + Clic en un botón de la barra de herramientas: Lanza una nueva instancia del programa en cuestión

· Shift + clic derecho en un botón de la barra de herramientas: Accede la menú contextual de ese elemento

· Ctrl + A: Selecciona todos los elementos

· Ctrl + C: Copiar

· Ctrl + X: Cortar

· Ctrl + V: Pegar

· Ctrl + D: Borrar elemento seleccionado

· Ctrl + Z: Deshacer

· Ctrl + Y: Volver a hacer (acción inversa a Ctrl+Z)

· Ctrl + N: Nueva ventana de Windows explorer

· Ctrl + W: Cierra la ventana de Windows Explorer

· Ctrl + E: Selecciona la caja de búsqueda de la ventana

· Ctrl + Shift + N: Crea un nuevo directorio

· Ctrl + Shift + Esc: Abre el Administrador de Tareas de Windows

· Ctrl + Alt + Tab: Usa las teclas de flecha para pasar entre las ventanas abiertas

· Ctrl + Alt + Supr: Accede a la pantalla Windows Security

· Ctrl + Clic: Selecciona múltiples elementos individuales

· Ctrl + Clic y arrastra un elemento: Copia ese elemento

· Ctrl + Shift + Clic y arrastra un elemento: Crea un acceso directo de ese elemento

· Ctrl + Tab:  Navega entre las pestañas

· Ctrl + Shift + Tab: Navega de manera inversa entre pestañas

· Ctrl + Shift + Clic en un botón de la barra de herramientas: Lanza una instancia como administrador

· Ctrl + Clic en un botón agrupado de la barra de herramientas: Navega entre las instancias del programa

· F1: Ayuda

· F2: Renombre un fichero

· F3: Abre la búsqueda

· F4: Muestra la lista de la barra de direcciones

· F5: Refresca la pantalla

· F6: Cambia entre los elementos de una ventana o diálogo

· F7: Muestra el historial de comandos en una línea de comandos

· F10: Muestra la barra de menú oculta

· F11: Cambia a pantalla completa

· Tab: Equivalente a F6, Cambia entre los elementos de una ventana o diálogo

· PrtScn: Captura toda la pantalla y la copia en el portapapeles

· Inicio: Mueve la ventana activa arriba

· Fin: Mueve la ventana activa abajo

· Suprimir: Borra el elemento seleccionado

· Tecla de borrar: Muestra el directorio anterior en Windows Explorer. Mueve a un nivel superior en los diálogos de Abrir o Salvar.

· Esc: Cierra una ventana de diálogo

· (+) del teclado numérico -activo-: muestra los contenidos del directorio seleccionado

· (-) del teclado numérico -activo-: cierra el directorio seleccionado

· (*) del teclado numérico -activo-: Expande todos los subdirectorios del directorio seleccionado

StickyKeys:

· Pulsa 5 veces Shift para activarlas o apagarlas

FilterKeys:

· Pulsa la flecha de la derecha durante 8 segundos para activarlas o desactivarlas

ToggleKeys:

· Pulsa Bloque numérico durante 5 segundos para activar o desactivar la función.

viernes, 26 de octubre de 2012

El 7D en HD POR ALEJANDRO BORENSZTEIN (Clarín)




Se acerca el 7D, Compañera Jefa, y ya es tiempo de tomar decisiones. Estuve viendo lo que le pasó a Lanata en el aeropuerto de Caracas. Después, lo que le hacen a algunos amigos que critican al Gobierno (ex amigos, obviamente). Y también todas las cosas lindas que, desde los medios oficialistas, les dicen a los que laburan en los medios chanchos. Por eso, yo ya tomé mi decisión: me entrego y chau.

Por mí, no se preocupen más. No se gasten en tratar de torcerme el brazo porque yo me lo tuerzo solito. No hace falta que me maltraten, ni me crucen un auto, ni me manden un tipo con un diente de oro , ni nada. Ya lo pensé y estoy re convencido: me rindo. Incondicionalmente. Le digo más Jefa, quiero colaborar. Total, para monopolio prefiero el que están armando ustedes que es mucho más grande, más seguro, y tienen mucha más guita .
Si me aceptan, pongo a disposición toda mi experiencia y conocimiento sobre Canal 13, el único en HD. Conozco esos pasillos mucho mejor que los amigos de López Rega, que ya lo ocuparon en el 74 y ahora van por el bicampeonato . Sé dónde esconden los papeles, los tapes, los gatos, todo. Es más, ya tengo pensada la nueva programación.
Por ejemplo, el noticiero de la mañana lo desdoblaría. De 6 a 8, mantenemos “¡Arriba argentinos!” pero lo transformamos en un noticiero para el 54%. Y de 8 a 10, hacemos “¡Levantate Cipayo del Orto!” , para el 46% restante.
A “Telenoche” le cambiaría los conductores. Chau María Laura. Busquemos otra mina querible, familiar, simpática, buena onda. ¿Qué le parece Diana Conti? Piénselo. En cambio, reemplazar a Santo Biasatti es más difícil: el tipo es serio, solemne. Habría que hacer un casting de adustos. No le digo un Moreno porque lo necesitamos para otras cosas, pero podría ser Jorge Coscia, Artemio López, Depetri , en fin, kirchneristas que siempre andan con cara de culo hay unos cuantos (nunca los entendí, si ganando elecciones ponen esa cara, la que van a poner si algún día, Dios no lo permita, llegan a perder).
Rajaría a todos los periodistas, incluido el que da el informe del tránsito.
Chau Ernesto Arriaga . Basta de choques. Para reemplazarlo, me gusta mucho la dupla Jaime/Schiavi. Me los imagino explicando los cortes de calles y las complicaciones en rutas y autopistas. El único detallecito es que no les permitiría decir esa clásica frase final: “Trenes, subtes y premetro funcionan con total normalidad” . Por las dudas. Digo, para que la gente no nos venga a quemar el canal.
Hay mucho por hacer. ¿Vio el “Prende y Apaga” ? Afuera Lapegüe. Para mí, el conductor ideal sería Julio De Vido. Ahora que se viene el veranito y hay problemas de energía, el tipo podría salir a la noche y decir: “A ver, los amigos de esa curtiembre en San Luis… ¡apaga!… y esa fábrica de plásticos en Pompeya… ¡prenden!! pero sólo hasta las 6 de la tarde!…” y así vamos organizando los cortes en la industria y cumplimos con la famosa función social de los medios.
“Cuestión de Peso” sigue, pero sacamos a los gordos de la corpo y ponemos a todos los gordos nuestros. Los de la CGT. Me muero por ver la cara de Lezcano, el de Luz y Fuerza, cuando Cormillot le diga: “Ey vos, a partir de hoy se acabaron los mostacholes con estofado, ok?” . Con cuidado, por supuesto, no sea cosa que se vuelvan con Moyano.
El otro programa que mantendría es el de los viajes, “Resto del Mundo” . Pero yo lo rajaría a Iván de Pineda y lo pondría al ministro de Defensa Puricelli que es mucho más fachero. ¿Primer destino? ¡¡Ghana!! Me lo imagino al tipo caminando por el puerto, “a mi derecha están los puestitos de cornalitos, a mi izquierda podemos ver esta bella Fragata tan parecida a nuestra querida Fragata Libertad” , y así disimulan la pelotudez que se mandaron.
Ese programa también lo podría conducir Timerman, pero a él le tengo reservado uno que dan en Telefe (podemos usar todo, total es todo nuestro no?): “Perdidos en la Tribu” . ¿Lo vio? Mandan a un argentino a vivir a una tribu, por ejemplo, en Africa. Muy interesante. Yo lo haría con el canciller y en el primer capítulo lo mandaría a… Irán!! Es más, que haga su famoso casamiento allá . Que vaya con la familia, los invitados, el rabino, todos. Y después que vuelva y nos cuente cómo le fue. Hasta podría contratar un par de talibanes para que le animen la fiestita. Tal vez, de los 400 invitados, sólo vuelvan 8 ( Luis D’Elía y 7 más ), pero vale la pena.
De Telefe, también me llevaría “Gracias por Venir” , el de Rozín. ¿Lo vio? Hacen tributos a personalidades menores como Brandoni, Francella o Darín, con testimonios que no tienen ninguna gracia porque muestran el pasado verdadero. No tiene creatividad. En cambio nosotros lo podemos hacer, pero inventando el pasado, con testimonios trucados. Mucho más creativo. Por ejemplo, le hacemos un tributo a Alicia Kirchner con gente que cuente cómo enfrentaba a la dictadura en Santa Cruz . O un tributo a Boudou con testimonios falsos que muestren que, en lugar de militar en la UPAU (la juventud de la UCeDe que pedía la libertad de Videla y apoyaba las políticas de Cavallo), el tipo era un líder de la organización H.I.J.O.S .
Es más, si me apura un poco y tiene un ratito, no sabe el programón que hacemos con usted. ¡¡Imagínese la cantidad de testimonios que podemos llegar a inventar!!
Habría que revisar bien, Jefa, porque en el canal hay algunos formatos que se podrían usar y otros que ya no sirven más. Por ejemplo, “¿Quién quiere ser millonario?” no tiene sentido porque ustedes ya son todos millonarios, pero podríamos buscar algún reality para seleccionar un candidato para el 2015. La reforma la veo difícil y los candidatos que teníamos no sirven. A Scioli no lo queremos más, y Amado, bueno… ya todos sabemos lo que es Amado . Les podríamos apostar a los más jóvenes como Kicillof pero todavía no lo conoce nadie. Tal vez en Capital lo junan un poquito, pero según las últimas encuestas de Poliarquía, en el conurbano creen que Kicillof es una marca de vodka .
Se me ocurren muchas ideas, pero la que más me gusta es que cada vez que termine un programa aparezca la bandera y la locutora diciendo: “Acá finaliza un programa de televisión. A partir de este momento, los canales continúan con la habitual Cadena Nacional” . Ahí entra usted y hace su show. Cada dos o tres horas, no más. Para no cansar al público.
“Gobernando por un sueño” , lo mejor de la tele. Un éxito. Un sueño hecho realidad. Un programa simple, contundente, polémico, deslumbrante, inolvidable. Lástima que no vamos a poder vender el formato en el exterior. Difícil que algún presidente del mundo occidental y democrático se anime a hacerlo.

miércoles, 24 de octubre de 2012

Cuando el Che Guevara quiso aniquilar Nueva York


Conocido es el casi letal episodio de la crisis de los misiles de 1962 entre Estados Unidos, Cuba y la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas, que ya hemos recordado en AlterGeo. Pero recién ahora, con el hallazgo y publicación de documentos desclasificados, se sabe que si los misiles hubiesen caído en manos de los cubanos, el resultado hubiera sido un desastre nuclear de proporciones catastróficas.
Según el último número publicado de “Cold War International History Project Bulletin” del Woodrow Wilson International Center de Washington, Estados Unidos, el Che habría tenido la voluntad de disparar los misiles con cabezas nucleares en dirección a la ciudad de Nueva York, si la Unión Soviética hubiese dejado algunos misiles hasta entonces no detectados por los satélites estadounidenses.
¿Cómo se supo esto? Dos días después del anuncio del retiro de los misiles nucleares de la isla por parte de los soviéticos, el líder soviético Nikita Khrushchev mantuvo una entrevista con el titular del Partido Comunista y Presidente de la entonces Checoslovaquia, Antonín Novotný, a quien iba a comenzar a explicarle porqué cedió ante los Estados Unidos. “Esta vez, estuvimos realmente a dos dedos de una guerra nuclear”, le dijo en una charla cuyos diálogos son publicados por primera vez.
Khrushchev continuó: “Hace días, recibimos una carta de Castro en la que nos dice que los estadounidenses nos iban a atacar en menos de 24 horas. Él nos propuso de lanzar nosotros primero la guerra atómica. Nos quedamos totalmente estupefactos. Claramente, Castro no tenía la más mínima idea de qué se trataba una guerra termonuclear. Además, si el conflicto se llegaba a producir, Cuba iba a ser la primera en desaparecer. Después de todo, ¿qué podríamos haber ganado? Millones de personas habrían muerto en nuestro paíso. ¿Podíamos poner en peligro el mundo socialista y la clase trabajadora por esto?”.
Fue luego de ceder ante Kennedy, que Khrushchev tenía sólo una obsesión: evitar que los misiles caigan en manos de los cubanos. Según los documentos, Fidel le había pedido de conservar los misiles nucleares que los Estados Unidos no habían detectado. Un emisario de Moscú le respondió que era imposible tal transferencia “por cuestiones legales”.
Esto era una mentira. El Kremlin no confiaba en Cuba, y con razón. Unos días antes, el Che le dijo en secreto al embajador de Yugoslavia en La Habana: “Si nosotros, los cubanos, tenemos el control de las armas nucleares, las instalaríamos sobre cada centrímetro de Cuba y no dudaríamos, en caso de ser necesario, de lanzarlas contra el corazón del adversario, Nueva York”.
Fuente: The Woodrow Wilson International Center
Publicado por 
Todo el contenido publicado es de exclusiva propiedad de la persona que firma, así como las responsabilidades derivadas.

Pepe Eliaschev y una visión sobre Santiago del Estero

 El periodista y escritor argentino, José Ricardo _Pepe_ Eliaschev,
 quien brindó recientemente charlas y entrevistas en la provincia de
 Santiago del Estero, hizo este jueves a las 20:30 Hs. su columna de
 opinión por la prestigiosa AM 790 Radio Mitre.

 Se transcribe a continuación de manera textual las declaraciones del
 crítico:

_“No se sabe si fue $1.000.000, $800.000 ó $600.000; las
interpretaciones y sobre todo las versiones discrepan, pero si es 
 cierto
 que Susana Gimenez vino aquí a Santiago del Estero invitada por el
 gobernador Gerardo Zamora, kirchnerista si los hay, a inaugurar el 
 nuevo
 casino del hotel Amerian; esto es la joya de la corona en las Termas de
 Río Hondo Uno de los nuevos logros de esta gestión que no repara en
 gastos._
 
 Lo impresionante, cuando uno advierte cómo se maneja la vida de la
 gente aquí en Santiago del Estero, es hacer destecho a algo mas que una
 cuestión de farándula, porque efectivamente Susana vino invitada por
> Zamora, lo hizo en un avión privado, se quedó muy pocas horas y su
> sola presencia era dar por inaugurado el Museo del Automóvil, uno de
> los dos que hay en el país ahora junto con el Museo de Balcarce, hecho
> en memoria de Juan Manuel Fangio._

> _Bizarro, extraño, contradictorio y ciertamente muy enervarte en una
> provincia donde se pagan los sueldos mas bajos del país, en una
> provincia donde el 80% de la población de una u otra manera vive del
> Estado, una provincia cuyos recursos son financiados en un 90% por el
> Estado central; ese Museo del Automovilismo que inauguró Gerardo Zamora
> costó la friolera de $25.000.000, pero esto no es la única rareza de
> Santiago del Estero, Termas de Río Hondo por ejemplo, una localidad
> situada a 60 kilómetros de Santiago del Estero, ahora tiene un
> aeropuerto que sirve sólo para 2 vuelos semanales en la temporada en
> donde las Termas tiene justificación, en invierno. Y es un aeropuerto
> que está a mitad de camino entre el de Tucumán y el de Santiago del
> Estero; otra manera, al igual que Susana Gimenez, de generar enormes
> recursos._

> _Zamora no se privó de nada con Susana eh!! Les recuerdo que además de
> inaugurar el Museo del Automóvil en Termas de Rió Hondo, un verdadero
> disparate, le acercó a Susana para que recordara sus tiempos idos, el
> auto que ella supo habitar y ocupar junto a Carlos Monzón._

> _Esta es una provincia chica la de Santiago del Estero, chica en
> población y chica en recursos; pero muy grande en cuanto a la absoluta
> libertad para contratar obra, es una de las 5 provincias donde hay 
> menor
> cantidad de contralores en todo el país y es por eso que es una de las
> provincias favorecidas por el ministro Julio De Vido; estos hechos
> hablan de una provincia culturalmente muy problematizada, en donde
> normalmente ha votado no mas allá del 52 %, 54% de la población, mucho
> miedo desde luego, mucho control del Estado y efectivamente una enorme
> verticalidad que hace que los propios medios de prensa de Santiago,
> deban pedir autorización para prácticamente todo. El caso de mi
> presencia fue en ese sentido muy sintomática, si bien es cierto que en
> la casi totalidad de los medios por no decir todos me han recibido, de
> alguna manera el código del periodismo es que se puede hablar todo lo
> que se quiera de Cristina y del kirchnerismo, pero de lo que no se 
> puede
> hablar desde luego es del gobernador Gerardo Zamora._

> _Es una provincia donde pasan cosas extrañas, en donde el 50% de la
> población remunerada está en negro, en donde hay uno de los niveles de
> desempleo mas alto del país, un Estado plagado de contratos basura, con
> una nueva burguesía que ha crecido muy pequeña desde luego, muchísima
> en los últimos años, de la mano de la obra pública gerenciada y
> financiada por el Estado central. El propio Zamora se mueve, va y viene
> de Buenos Aires todos los días prácticamente cuando quiere en todo
> caso en un avión privado y todo el lanzamiento o el relanzamiento de
> Termas de Río Hondo, el autódromo, el museo, el aeropuerto y el hotel
> se han llevado no menos de $500.000.000; esta es efectivamente la
> situación y el perfil de una provincia que aparece como una de las
> privilegiadas, en las últimas horas se lo veía a Zamora por ejemplo
> prácticamente al lado de la presidenta en Buenos Aires, se ha
> convertido en una especie de caso testigo; un gobernador que será
> sostenido con todos los recursos en una provincia políticamente por
> ahora muy manejable._

> _Claro que las aspiraciones de Zamora son poco menos que infinitas.
> Ahora ha confiscado un predio formidable, una reserva natural urbana de
> la Universidad de Santiago del Estero, que manejaba la Facultad de
> Ciencias Forestales a los afectos de otra gran obra, de otro gran 
> exceso
> de megalomanía y de faraonismo, un nodo turístico con una especie de
> tren de la costa en un lugar que era un verdadero lujo de la
> preservación de la naturaleza aquí en Santiago del Estero._

> _Estas son algunas de las características de la llamada concertacion,
> recordemos que esta provincia viene del juarismo, viene de una de las
> experiencias mas siniestras en materia de feudalismo, de represión y de
> uso demagógico de los recursos. Se pensaba que Zamora que venia del
> radicalismo auspiciaba o de alguna manera simbolizaba una nueva etapa,
> pero ha sucedido todo lo contrario._

> _Desde Santiago del Estero, en consecuencia, una mueca, hay mucha gente
> honesta, mucha gente sana y mucha gente que tiene ganas de hablar; pero
> por ahora el gobierno y el Estado es el principio y el final de todo en
> esta bella provincia argentina”._

> Para escuchar el audio de la columna, clickea en el siguiente enlace:

http://www.pepeeliaschev.com/audios/columna-diaria-postales-15271

CUENTO CORTO DE GARCÍA MÁRQUEZ




Un científico, que vivía preocupado con los problemas del mundo, estaba resuelto a encontrar los medios para aminorarlos. 

Pasaba días en su laboratorio en busca de respuestas para sus dudas. 


Cierto día, su hijo de 7 años invadió su santuario decidido a ayudarlo a trabajar.

El científico, nervioso por la interrupción, le pidió al niño que fuese a jugar a otro lado.

Viendo que era imposible sacarlo, el padre pensó en algo que pudiese darle con el objetivo de distraer su atención.

De repente se encontró con una revista, en donde había un mapa con el mundo, justo lo que precisaba.

Con unas tijeras recortó el mapa en varios pedazos y junto con un rollo de cinta se lo entregó a su hijo diciendo: "como te gustan los rompecabezas, te voy a dar el mundo todo roto para que lo repares sin ayuda de nadie".

Entonces calculó que al pequeño le llevaría 10 días componer el mapa, pero no fue así.

Pasadas algunas horas, escuchó la voz del niño que lo llamaba calmadamente. "Papá, papá, ya hice todo, conseguí terminarlo".

Al principio el padre no creyó en el niño!.

Pensó que sería imposible que, a su edad hubiera conseguido recomponer un mapa que jamás había visto antes.

Desconfiado, el científico levantó la vista de sus anotaciones con la certeza de que vería el trabajo digno de un niño.

Para su sorpresa, el mapa estaba completo.

Todos los pedazos habían sido colocados en sus debidos lugares.

¿Cómo era posible?

¿Cómo el niño había sido capaz?

De esta manera, el padre preguntó con asombro a su hijo: Hijito, tú no sabías cómo era el mundo, ¿cómo lo lograste

Papá, respondió el niño; yo no sabía como era el mundo, pero cuando sacaste el mapa de la revista para recortarlo, vi que del otro lado estaba la figura de un hombre.

Así que di vuelta los recortes y comencé a recomponer al hombre..... que sí sabía cómo era.

"Cuando conseguí arreglar al hombre, di vuelta a la hoja y vi, que había arreglado al mundo.

lunes, 22 de octubre de 2012

Los negocios de Kirchner durante la dictadura



Publicado por Ramiro Duran en septiembre 29, 2006
A qué se dedicaba el Presidente mientras los que él hoy reivindica luchaban contra la dictadura. El método Martínez de Hoz para acumular 21 propiedades. Su polémica relación con funcionarios del Proceso.
Por Franco Lidner
Los Kirchner no siempre fueron tan “progres”. Hace treinta años, cuando otros “desaparecían” por culpa de la dictadura o debían refugiarse en el extranjero, ellos se fueron de La Plata a Río Gallegos. No tuvieron que esconderse, sino que enseguida empezaron a ganar buen dinero.
Pusieron un estudio de abogados. Y en apenas cinco años, entre 1977 y 1982, lograron la hazaña de multiplicar su patrimonio y de comprar 21 propiedades.
¿Cómo hicieron Néstor y Cristina para prosperar en medio del terror imperante? ¿No era que habían pertenecido a la camada de jóvenes revolucionarios que por esos tiempos se jugaban la vida?
La verdad es tan sombría que el Presidente nunca quiso referirse a ella. Pero resulta necesario saber qué hizo durante la dictadura militar un hombre que se muestra tan obsesionado por reparar las injusticias de esa época.
Cobrador. El joven matrimonio se instaló en Santa Cruz algunos meses después del golpe de Estado del 24 de marzo de 1976. Se habían conocido en la Facultad de Derecho de la Universidad Nacional de La Plata y llevaban un año de casados.
En la esquina ventosa de 25 de Mayo y Maipú, en el centro de Río Gallegos, abrieron el Estudio Kirchner e incursionaron en un rubro para el que se necesita un estómago fuerte: cobranzas y recupero.
Tan eficiente se mostró Néstor en esos menesteres que los clientes se multiplicaron: entre otros, Automotores de Dios, Casa Sancho, de artículos para el campo, y el comercio de electrodomésticos Bercon.
Cuando algún comprador no pagaba la cuota mensual del artículo adquirido, allí aparecía Kirchner tocando a la puerta de su casa para llevarse el bien en cuestión, con la misma vehemencia con que hoy castiga a opositores, empresarios y periodistas. Pero sus mejores empleadores de entonces eran los bancos Cabildo y Patagónico, y las financieras Sic, de Bahía Blanca, y Finsud.
Cuando empezó a manejar esas cuentas, Kirchner vislumbró las enormes posibilidades que ofrecía la especulación financiera. Eran los tiempos de José Alfredo Martínez de Hoz, el ministro de Economía de la dictadura que hoy es satanizado por el Presidente.
Pero allá por 1977, cuando Martínez de Hoz liberó la tasa de interés, sin saberlo le hizo un gran favor al abogado Kirchner. Las disposiciones del ministro permitían indexar las deudas de dinero según la inflación.
El golpe de gracia para los deudores llegó con la circular 1050 del Banco Central en 1980, que terminó hundiendo a miles de ahorristas (ver recuadro). Como la inflación llegaba al 100 por ciento anual, las cuotas mensuales –indexadas según esa cifra– les resultaban imposibles de pagar a muchos deudores, a quienes en consecuencia se les remataban las propiedades dadas en garantía.
En ese contexto de desgracia ajena, el abogado Kirchner compró 21 de los inmuebles que hoy relucen en su impresionante declaración jurada: una en el ’77, cinco en el ’78, cuatro en el ’79, tres en el ’80, cinco en el ’81 y tres en el ’82, por un total actual de 227.702 pesos de valor fiscal, aunque no real.
¿Cómo hizo? La clave está en su asesoramiento legal a la financiera Finsud, lo cual le permitía contar con información privilegiada sobre quiénes dejaban de pagar sus cuotas.
Varias fuentes que frecuentaban a Kirchner por esos años, incluso una que colaboró en su estudio, confirman el modus operandi empleado por el abogado para adquirir la gran mayoría de esas propiedades a precios ínfimos. Hablan de unas quince del total de 21, entre casas, departamentos y lotes.
Cuando la financiera le avisaba a Kirchner que algún deudor había dejado de pagar la cuota mensual del crédito que le habían otorgado, él se reunía con el moroso en cuestión y le explicaba sus pocas opciones: podía resignarse a que le remataran la propiedad y así perder casi todo el valor del inmueble, o también podía venderla a un precio bastante menor al que tenía en realidad.
El comprador era el propio Kirchner. De ese modo, el deudor en aprietos al menos se quedaba con algo de dinero. Y el abogado sumaba metros y más metros cuadrados, eludía el trámite del remate y luego renegociaba la deuda del inmueble con sus patrones de Finsud. Era una práctica cuestionable, pero no penada por la legislación provincial de ese entonces.
¿Qué hubiera sido de la actual fortuna de Kirchner sin el esquema financiero implantado por Martínez de Hoz?
Allá por 1980, el joven Néstor iba a ejecutar la casa de una deudora de Finsud que no quiso llegar a un arreglo. La mujer, Ana Victoria, viuda de un diputado provincial, Olaf Aaset, demandó a Kirchner por supuesta subversión económica.
La causa se tramitó en el juzgado federal de Río Gallegos, a cargo de Federico Pinto Kramer, el mismo que muchos años después defendería como abogado a Lino Oviedo, el colorido líder y golpista paraguayo.
Victoria aseguraba que el 30 por ciento de intereses mensuales que la financiera le cobraba por una deuda contraída era demasiado, y argumentaba que ya había pagado una parte, aunque no encontraba el comprobante.
Pinto Kramer parecía indignado y el caso incluso amenazaba con llegar a las páginas del diario La Opinión Austral, el más importante de la provincia. Pero el padre de Kirchner, quien también se llamaba Néstor, logró convencer al director de ese medio, Alberto Raúl Segovia, para que no incinerara al joven cobrador.
El juez también terminó apiadándose y cerró el caso, así como la deudora salvó su casa. El abogado de ella era Rafael Flores, quien se destacaría luego como el principal adversario de Kirchner en la provincia.
Lo curioso de la historia es que el hijo de doña Ana Victoria no es otro que Henry Olaf Aaset, alias “Pilo”, un ex opositor del todopoderoso gobernador Kirchner que terminó siendo su abogado, y que hoy milita en las filas de Compromiso K, la corriente de “ultras” que impulsa la reelección del Presidente.
“Eso es mentira, no hubo ninguna demanda contra Kirchner”, dice Aaset.
NOTICIAS: Pero nos lo confirmó el abogado que llevó adelante esa causa…
Aaset: Ah, hablaron con Rafael Flores.
NOTICIAS: ¿Cómo? ¿Usted dice que no existió la causa, pero sabe quién fue el
abogado?
Aaset: No sé de lo que hablan. ¡Lo desmiento!
NOTICIAS: ¿Es verdad que usted lo llamaba “Robin Hood trucho” a Kirchner, porque decía que les sacaba a los pobres para darles a los ricos?
Aaset: Bueno… Alguna cosa así habré dicho en algún momento.
Rafael Flores aún conserva copia de aquel viejo expediente contra Kirchner,
a la que tuvo acceso esta revista.
La Reina. En la división de tareas, Néstor se ocupaba de adquirir casas a precio de remate y Cristina estaba concentrada en deudores de otros rubros.
Todas las tardes, casi sin falta, la joven abogada con aires de diva iba al juzgado en lo Civil y Comercial Nº 1 de Río Gallegos, que abría a partir de las 13 y estaba a cargo de Augusto Fernández Bibot.
Allí revisaba los expedientes de los morosos para ver cómo evolucionaban los juicios ejecutivos que los Kirchner les habían iniciado en nombre de sus clientes.
Cristina pasaba horas allí adentro y ya parecía parte del decorado. Llegaba con una extensa lista de deudores –hasta 150 en las mejores épocas– y abandonaba el juzgado al atardecer con los nombres de sus próximas presas: en un buen día podían salir unas diez o quince órdenes de embargo.
Con esa información de último momento, el cobrador Kirchner iba a reclamar el bien embargado: una heladera, una bicicleta, a veces algún auto. Lo acompañaba su chofer Rudy Ulloa Igor, hoy convertido en millonario y jefe de Compromiso K.
Siempre salían airosos. Los vecinos de Río Gallegos ya los miraban con cierto temor.
Allá por 1981, un vengador anónimo le arrojó una bomba molotov al Estudio Kirchner, al que el matrimonio ya había asociado a un abogado de prestigio como Domingo “Chacho” Ortiz de Zárate.
La bomba no produjo destrozos, pero puso en guardia a los Kirchner. Les gustaba explicar que se había tratado de una atentado político por razones insondables, pero la verdad era otra: el autor, un militante en la izquierda del peronismo, estaba entre los perjudicados por los juicios ejecutivos y los embargos de Néstor y Cristina.
Horas después del fallido golpe, el hombre se sinceró con sus amigos: “Me acabo de mandar una cagada”. Su hija hoy trabaja en la agencia oficial Télam.
Otra advertencia había ocurrido un año antes, en 1980, cuando los Kirchner se toparon con un explosivo que por fortuna no llegó a activarse en su estudio.
Ellos sospechaban de dónde venía el mensaje. En esa época, Surco, una constructora que tenía la licitación para varias obras provinciales, había entrado en una zona de riesgo financiero. Lo que se estilaba en esos casos era una especie de convocatoria privada, donde todos salieran beneficiados sin necesidad de acudir a la Justicia.
Uno de los acreedores de la constructora era el Banco Patagónico, para el que trabajaban los Kirchner. El joven Néstor, desconociendo ese preacuerdo, se adelantó a todos y pidió la quiebra de la empresa, y así provocó que cayera Surco y también los contratos que había firmado con Santa Cruz.
Fue un desastre. A su socio Ortiz de Zárate y a su mujer Cristina les juró que la quiebra de esa constructora había sido acordada por todos los bancos acreedores.
Además de comprar propiedades y perseguir a los deudores que creaba el sistema financiero de Martínez de Hoz, el Estudio Kirchner protagonizó un caso atípico. Defendió a un jefe de la Policía Federal en Río Gallegos, de apellido Gómez Ruoco. Se lo acusaba de varias violaciones de menores.
El que tomó el caso no fue Néstor, sino su socio Ortiz de Zárate. Y el fiscal fue el joven Rafael Flores, el mismo que poco antes había representado a la deudora que denunció a Kirchner por subversión económica.
Pidió 20 años de prisión para el policía y le dieron 18, a pesar de la curiosa defensa ejercida por el estudio del hoy Presidente, que consideró que el sexo oral al que fue forzado una de las mujeres abusadas en realidad no podía calificarse de violación.
Por entonces corría 1981 y el actual abanderado de los derechos humanos defendía a un policía de la dictadura. Es cierto que cualquier hombre tiene derecho a la defensa, pero el propio Presidente contrarió ese principio cuando echó a Carlos Sánchez Herrera, su ex procurador del Tesoro, porque se descubrió que alguna vez había sido el abogado de un represor.
Los contactos. Los Kirchner no sólo hacían buenos negocios asociados a bancos y financieras, sino que mantenían excelentes vínculos con el poder militar de la provincia. Néstor era amigo del intendente de Río Gallegos, Pablo Sancho, impuesto por los generales del Proceso.
Además trabajaba como abogado de Casa Sancho y perseguía a los morosos que le debían plata a ese comercio, así como su hijo Máximo hoy está asociado con el vástago del ex intendente, Carlos Sancho, en la inmobiliaria que se ocupa de cobrar los alquileres de la veintena de casas familiares en el sur.
Sancho hijo, desmejorado de salud, es vicegobernador de Santa Cruz y le debe su entrada al mundo K a la relación de su padre, el ex intendente de la dictadura, con el joven Néstor.
Otro contacto que le acercaba negocios al estudio de Kirchner era Armando “Bombón” Mercado, por entonces su cuñado. El marido de la hermana Alicia manejaba el Sindicato Unido Petroleros del Estado (SUPE) en Santa Cruz, enrolado en la ortodoxia anti izquierdista del peronismo.
Y desde allí no sólo le acercó inquilinos de la empresa YPF a la flamante veintena de propiedades de Néstor, sino que los contrató a él y a Cristina como abogados del gremio.
En la lista de amistades políticas también se destacan el fallecido tío de Kirchner, Manuel López Lestón, un ex funcionario del gobierno de facto del general Alejandro Lanusse, y Hugo Muratore, ex secretario general de la gobernación de Santa Cruz en tiempos de la dictadura de 1976.
Muratore luego fue jefe de los diputados oficialistas del gobernador Kirchner, antes de que el patagónico se reconvirtiera en “progre”.
La militancia setentista de Néstor, al menos en los papeles, se limita a un año en la Federación Universitaria de la Revolución Nacional (FURN), antes de que asumiera Perón en 1973 y ese grupo se uniera a la Juventud Universitaria Peronista
(JUP).
Por esos lejanos tiempos debe haber sido el único militante que compraba dólares y se divertía calculando día a día las ganancias que le dejaban.
Es verdad que estuvo preso en Río Gallegos a comienzos de la dictadura del ’76: estuvo demorado algunas horas y lo trataron bien. El militar que lo interrogaba conocía a su familia y a la del otro preso express, Rafael Flores.
Papá Kirchner era acomodador de cine y empleado del correo, y el abuelo Carlos había sido prestamista y uno de los enemigos de los obreros de la Patagonia Rebelde (ver recuadro). A él también lo habían llamado usurero.
Las postrimerías de la dictadura tampoco encontraron a los Kirchner dentro del sector más “progre” del peronismo. Néstor y Cristina recibieron al precandidato Ítalo Luder en Río Gallegos al grito de “Isabel conducción, lo demás es traición”.
Empujados por el cuñado K, “Bombón” Mercado, además promovieron un polémico acto de desagravio al sindicalista “Fito” Ponce, un emblema de la derecha del movimiento al que el candidato Alfonsín acababa de acusar de participar de un supuesto “pacto sindical-militar” para impedir que el radical llegara al poder.
A Ponce además se lo acusaba de haber integrado la temible Triple A de los tiempos de López Rega, que masacraba a los grupos de la izquierda peronista. De ese acto en Río Gallegos, y de la participación de los Kirchner, aún quedan evidencias en los
archivos periodísticos de Santa Cruz.
Preguntas. ¿Por qué el Presidente más revisionista de la historia argentina presume de tener un pasado que no se parece en nada al real? ¿Acaso lo hace para acomodar sus antecedentes al discurso que exhibe hoy?
Lo cierto es que Néstor y Cristina lograron prosperar en los tiempos más oscuros de la Argentina, cuando otros militantes se exiliaban o se escondían.
Esta es la verdadera historia del hombre que vive obsesionado con los años setenta y que le pregunta a todos qué hicieron durante la dictadura. Ahora se sabe con más detalle lo que hizo él.
Fuente:Noticias: Militante inmobiliario
Fuente: www.politicaydesarrollo.com.ar